A-
A+

Te invitamos a revisar el comentario económico de Valentin Carril, Economista Jefe para Latinoamérica, Principal.

Revisa el comentario económico de esta semana

valentin

 

Los mercados financieros globales siguen cediendo en función de las perspectivas de control de la pandemia, dentro de un escenario altamente variable, que muy probablemente se extenderá por un largo período. En particular el primer trimestre del presente año se experimentó una brutal caída en los mercados accionarios, con una baja de 20% en el S&P500 de los EEUU (uno de los índices bursátiles más importantes de EEUU) que incluye a las mayores empresas del mercado; 25,3% de caída en el índice MSCI de Europa que resume los principales mercados de los países desarrollados del viejo continente, una baja de 20% en el índice Nikkei de Japón, entre otros. El índice MSCI de los países emergentes perdió un 23,9% en igual período.

Sin embargo y confirmando la gran inestabilidad de los mercados, durante los primeros dos días de esta semana los mercados accionarios tuvieron una importante alza, principalmente debido a tímidas señales de mejora en dos países económicamente muy importantes y altamente afectados por la pandemia, como son Italia y España. Asimismo, desde hace algunos días se han producido alzas en el precio del petróleo y los mercados accionarios relacionados, como por ejemplo el de Rusia. Esto se debe principalmente a la posibilidad de que a través de la actuación del presidente Trump, se llegue a alguna solución a la actual diferencia en recortes de producción fundamentalmente entre Rusia y Arabia Saudita. Es evidente que cualquiera de estas causas de alivio en los mercados puede fácilmente revertirse o profundizarse y esto hace extremadamente incierto estimar el movimiento de corto plazo en los mercados.

En cuanto a los fundamentos económicos, en los últimos días y semanas se ha formado un cierto consenso en la caída de la actividad económica, al menos de acuerdo al PIB en la mayoría de las economías y en general la pérdida de crecimiento debido a la pandemia se calcula entre tres y cuatro puntos de PIB. Este es un shock muy fuerte y de efecto muy rápido, que llevará o incluso ya llevó, a la economía mundial a una recesión. Sin embargo y debido a que la disrupción de la actividad productiva no ha causado un daño grave ni permanente a la capacidad productiva, diversos analistas consideran que la recuperación será relativamente rápida. Lamentablemente para que eso ocurra es necesario que primero se logre controlar la pandemia.

Actualizado al: 14-04-2020